El hombre que se quiere llevar el tronco

by Gastón Ramos

Hoy soñé que estaba en el patio con Martina y venía un hombre e intentaba llevarse un tronco que estaba en nuestro patio, yo le decía que ese tronco era nuestro y el tipo decía que era de él, entonces empezamos a forcejear y en el medio le digo a Martina que le diga a Yani que llame a la policía. Cualquiera el sueño, el tronco era grande y pesado. A lo mejor este sueño es producto de las 4 tasas de sopa que me tomé antes de ir a dormir…muy pocas veces me acuerdo de los sueños, leí por ahí que una técnina para no olvidar los sueños es tratar de recordarlos a penas te levantás, y contarselós a alguien o escribirlos.
La otra vez en la oficina un compañero me preguntó para que era ese cuadernito que tenía en la mano (el cuaderno dónde escribo todas estas cosas y más), entonces le expliqué que era para mantener la práctica de la escritura, al toque otro companero que estaba ahí opinó: “Es una buena práctica, te ayuda a recordar las cosas”, en ese mismo momento se me vino a la mente la imágen de mi abuela Dora, escribiendo su cuadernos, el mismo que el doctor le había recomendado escribir para no perder la memoria, ese fué el comienzo de la enfermedad de la Dora.
A lo mejor yo me estoy olvidando de algunas cosas que se suponía no debía olvidar? No sé…
Bueno, tenemos un hombre que se quiere llevar un tronco y un cuaderno para mantener la escritura y/o para no olvidar.